Ad Clicks : Ad Views : Ad Clicks : Ad Views : Ad Clicks : Ad Views : Ad Clicks : Ad Views : Ad Clicks : Ad Views : Ad Clicks : Ad Views : Ad Clicks : Ad Views : Ad Clicks : Ad Views : Ad Clicks : Ad Views : Ad Clicks : Ad Views : Ad Clicks : Ad Views :

Trucos y consejos para saber cómo hacer una maleta

/
/
/
593 Views

Cómo hacer una maleta

Te vas de viaje y no sabes cómo hacer una maleta. ¿Cuántas veces nos ha pasado lo mismo? En mi caso muchas veces, ya que aunque todos sabemos meter ropa en una maleta y como lo hacemos sin usar el órgano más importante de nuestra cabeza, la maleta se acaba convirtiendo en un trastero de proporciones bíblicas. Es así, todos escondemos en nuestro interior el síndrome de diógenes y nos gusta acumular todo tipo de objetos para nuestro viaje. ¿Qué es lo que podemos hacer para cambiar este hábito y aprender cómo empacar una maleta?

¿Por dónde empezar?
Aprender a ahorrar espacio y dejar en casa lo innecesario.

Cómo empacar una maleta

Son ya muchos años viajando en mi vida, y si de algo estoy seguro es de que hacer la maleta en un viaje es más complejo de lo que parece a primera vista. Es por esta razón por la que quería compartir mis trucos para hacer mejor la maleta de viaje. Seguro que tú tienes los tuyos, así que tienes abierta de par en par la caja de comentarios para que los compartas con el resto de viajeros.

1.- Fuera elementos innecesarios

Cuando viajamos nos invade una sensación de alarma. Nos sentimos indefensos si no llevamos con nosotros todo lo que usamos en el día a día. Es entonces cuando no sabemos cómo hacer una maleta y nos ponemos bastante nerviosos. Y es un grave error, ya que nos olvidamos de que en el lugar al que vayamos siempre vamos a poder comprar lo imprescindible. De esta forma, si en vez de llevar el bote grande de nuestro champú preferido, lo metemos en un frasco pequeño, da igual que se nos acabe porque siempre podremos comprar lo que nos falte.

2.- No lleves todo tu armario

Siguiendo la línea del consejo anterior, no es necesario llevar todo nuestro armario para un viaje. Entiendo que si vamos a un lugar donde hace frío, es conveniente llevar las prendas de abrigo necesarias. La cosa cambia cuando vamos a un clima cálido o moderado. ¿Qué más da si no llevamos todo lo necesario? En el lugar de destino podemos comprar lo que nos falte, que por norma general costará menos dinero un pantalón corto, una falda o un vestido que un abrigo goretex, y al final nos traeremos un bonito recuerdo a casa.

3.- Viaja con lo más voluminoso

Por muchos trucos que usemos para hacer una maleta en nuestro viaje, lo cierto es que hay situaciones en las que no es suficiente. ¿Qué podemos hacer en ese caso? Lo mejor es llevar puesto lo más voluminoso. Así que, aunque podamos pasar algo de calor en el viaje, el hecho de llevar el calzado más grande o las prendas más amplias, hará que nos deje hueco en esa maleta que siempre se nos queda pequeña.

Cómo doblar la ropa en la maleta

Cuando nos preguntamos acerca de cómo hacer una maleta al prepararnos para un viaje, siempre nos asalta la duda de cómo doblar la ropa. Maneras y trucos de hacerlo hay muchos, pero tres de ellos me gustan especialmente y por eso quería compartirlo con vosotros.

Consigue ahorrar espacio en tu maleta
con los siguientes trucos.

1.- Enrrolla la ropa de la maleta

Cuando doblamos la ropa, sobre todo en el caso de ser hombre como yo ya que la ropa abulta más que el de las mujeres, se acaba formando una montaña de ropa de dimensiones gigantescas. Es tan grande que hay que ser alpinista para llegar a la cumbre, por lo que uno de los mejores trucos para que no nos pase esto es enrrollar la ropa. Las prendas ocupan mucho menos, se aprovecha mejor el espacio y veremos cómo podemos acabar llevando más prendas de las que en un principio pensábamos.

2.- Guardar la ropa de la maleta por capas

Si guardamos la ropa de la maleta en capas superpuestas, logramos que el equipaje ocupe muchísimo menos. La manera de conseguirlo es estirar la ropa, apilarla en capas y después doblar los extremos que sobresalen de la maleta. Una vez esté todo doblado, es cuando podemos meter los zapatos, calcetines y la ropa interior en los laterales.

3.- Mete la ropa en los huecos de la maleta

En una maleta de viaje hay más huecos vacíos de los que creemos. Si llevamos calzado, por ejemplo, ¿no crees que puedes usar todo el hueco del interior del calzado? Ahí podemos meter ropa interior, cargadores, adaptadores, calcetines u otras prendas que se puedan doblar. Otro lugar interesante es el hueco que nos pueda quedar en el neceser o en fundas de algún aparato.

Hay ocasiones en las que la maleta se nos resiste

Otros trucos para ahorrar espacio en la maleta

Hay veces en las que hay que discurrir la mejor manera de ahorrar espacio en la maleta. No siempre se puede y no todos los destinos son igual de fáciles, pero sí que me gustaría ofrecerte otros trucos a la hora de hacer la maleta. ¿Qué otros consejos se te ocurren a ti?

1.- Usa bolsas de plástico para el congelador

La idea de este truco es muy sencilla: al usar bolsas de plástico para el congelador para nuestra ropa interior, por ejemplo, al retirar el aire y dejarlas al vacío lograremos ahorrar mucho espacio. ¿Lo habéis probado alguna vez?

2.- Ajusta las copas de tus sujetadores

Tenemos que aprovechar todos los espacios que podamos al hacer la maleta. Si ajustamos las copas de los sujetadores y aprovechamos el espacio que queda entre ellas, veremos cómo podemos meter ahí piezas pequeñas que de otra manera no podríamos encontrarles espacio.

  • Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • Linkedin
  • Pinterest

2 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

CLOSE
CLOSE