Ad Clicks :Ad Views : Ad Clicks :Ad Views : Ad Clicks :Ad Views : Ad Clicks :Ad Views : Ad Clicks :Ad Views : Ad Clicks :Ad Views : Ad Clicks :Ad Views : Ad Clicks :Ad Views : Ad Clicks :Ad Views : Ad Clicks :Ad Views : Ad Clicks :Ad Views :

Qué hacer en Wellington

img

La región de Wellington, cuya capital de idéntico nombre es azotada por los vientos provenientes del Estrecho de Cook, es el salvoconducto que nos llevará de la isla Norte de Nueva Zelanda a su voluptuosa hermana, la isla Sur de Nueva Zelanda.

Este pasaporte, de anónima mirada, puede abrirnos un nuevo mundo ante nuestros ojos, empezando por la capital de Nueva Zelanda, Wellington. Los arco iris guían nuestro camino, el estudio Weta anima los efectos especiales de “El señor de los anillos” y el mar de Tasmania y el océano Pacífico bañan las costas de una tierra repleta de misterios.

La ciudad de Wellington además de ser la capital de Nueva Zelanda, es la segunda ciudad más grande de la isla norte detrás de Auckland. Y es la tercera ciudad más poblada del país, después de Auckland y Christchurch. Su nombre proviene en honor a Arthur Wellesley, primer duque de Wellington, vencedor de la Batalla de Waterloo. En maorí podemos llamarla de tres maneras:

  • Te Whanganui-a-Tara: se refiere al puerto de Wellington y significa “el gran puerto de Tara”.
  • Te Upoko-o-te-Ika-a-Māui: significa “La cabeza del pez de Māui”.
  • Pōneke: actualmente es rechazado debido a que se cree es la transliteración del antiguo nombre que recibía el puerto en inglés.

Wellington está localizada entre el mar y colinas, en el extremo suroeste de la Isla Norte de Nueva Zelanda. Y es el punto de partida para ir a visitar la isla Sur.

Está ubicada a una hora de vuelo desde Auckland y también puedes llegar desde un viaje en ferry de tres horas a través del Estrecho de Cook desde la Isla Sur.

Wellington es la capital más meridional del mundo con cerca de 600 mil habitantes y es conocida por su pintoresco puerto natural y sus verdes colinas salpicadas con casas coloniales. Es una parada, que debería incluirse en un viaje de Nueva Zelanda.

Tiene una de las tasas más bajas de contaminación del aire en el mundo y tiene más de 100 parques alrededor de la ciudad. Y es famosa por sus temblores frecuentes y sus vendavales ya que suelen ser muy habituales. Como anécdota deciros que la ciudad se levanta sobre unas fallas, una de ellas cruzando el mismo centro por cierto. En 1855 hubo un terremoto, el más devastador de toda la historia de Nueva Zelanda, con 8,2 en la escala de Richter por lo que podemos afirmar que Wellington es propenso a este tipo de fenómenos naturales.

 

La embajada de Nueva Zelanda está en Nueva Zelanda

Qué hacer en Wellington, capital De Nueva Zelanda

Nueva Zelanda

Hay mucho que ver y hacer en la pequeña capital más cool de Neuva Zelanda. Además de los famosos hakas, la capital de Nueva Zelanda ofrece un amplio abanico de posibilidades a sus visitantes.

A medida que avanzas por la ciudad, te darás cuenta que es bastante pequeña, pero la naturaleza del centro de la ciudad le da un toque diferente. La capital de Nueva Zelanda es también un hervidero cultural lleno de museos, galerías, teatros y eventos importantes. Es además el centro de la industria cinematográfica del país.

Los habitantes de Washington están orgullosos de su escena de cafeína y cerveza artesana. Dicen que tiene más cafés, bares y restaurantes por cabeza que Nueva York.

Tienes muchas cosas para hacer y ver en Wellington, pero te recomendamos las mejores.

 

Disfruta de las vistas de 360 ​​grados desde la cima del Monte Victoria

Obtendrás una vista panorámica de la ciudad y el puerto, y una excelente oportunidad para tomar fotografías en el Mirador del Monte Victoria . Observarás a los ferries que navegan por el puerto y los aviones que salen del aeropuerto de Wellington. Puede conducir todo el camino, o caminar a través de la vegetación del cinturón de la ciudad. Toma algo de pescado y papas fritas y siéntate en la hierba mientras el sol se pone y las luces se encienden.

Montar en el histórico teleférico de Wellington

El teleférico es un icono de Wellington. El histórico funicular de Wellington Cable Car recorre las empinadas pendientes de la ciudad desde el centro de Lambton Quay hasta Kelburn, donde en la parte superior hay un mirador, el Cable Car Museum y Space Place en Carter Observatory .

Como anécdota también contarte que en algunas casas de alta gama, incluso tienen sus propios teleféricos privados, aunque el mantenimiento suele ser difícil.

Santuario de Zealandia en Karori

A solo 10 minutos en coche del centro de Wellington encontrará Zealandia . Escondido en un valle suburbano, este proyecto apunta a devolver una sección de arbustos de 225 hectáreas.

Cuenta con algunas de las especies nativas más raras del país. Sal a caminar y escucha las canciones de la floreciente población de aves nativas. Los guías voluntarios te ayudarán a aprovechar al máximo la visita e incluso pueden reservar una excursión nocturna para observar el animal kiwi.

Visitar museo Weta

Podrás disfrutar del arte que hay detrás de algunas de las películas más espectaculares del mundo en el mini-museo Weta Cave. Aquí es donde se crean los trajes y accesorios para películas como El señor de los anillos y King Kong! Visita el mini museo, mira un documental o simplemente pasea por las esculturas de tamaño natural.

Paseo marítimo hasta la bahía oriental

El paseo marítimo de Wellington es un espacio público hermosamente transitable, salpicado de cafés, parques, esculturas, bares y vendedores de helados. Únase a cientos de habitantes de Washington que caminan, trotan, patinan, andan en bicicleta o montan cocodrilos . Puedes ir a uno de los tres mercados el fin de semana, ir a la playa Oriental Bay para darte un baño o simplemente tomar el sol.

Zoológico de Wellington

El Zoológico de Wellington es considerado el “mejor zoológico pequeño del mundo”. Disfrutarás de más de 100 especies de animales.

Cuba Street

Hogar de los hipsters, artistas y amantes de la vendimi. Cuba Street es un refugio bohemio con algunas de las tiendas, bares y cafés más coloridos de la ciudad. Los artistas callejeros pueden tocar la guitarra de percusión, poner un espectáculo de marionetas o jugar con fuego. No te olvides de obtener tu foto de la única y única fuente Bucket Fountain.

Visitar museo Te Papa

Es el museo nacional de Nueva Zelanda. Su nombre es Te papa y el significado en maorí vendría a ser “nuestro lugar”. Alberga toda la historia y arte neozelandesa vista desde la tradición maorí hasta la cultura contemporánea.

Te Papa es fascinante y divertido para las mentes curiosas de cualquier edad. Las exhibiciones son innovadoras e interactivas, y cuentan historias de la historia geológica, biológica, cultural y social única de Nueva Zelanda en formas nuevas y emocionantes. Fue nombrado recientemente como uno de los 500 mejores lugares de Lonely Planet para ver en el mundo.

Visitar el jardín botánico Wellington

Te recomendamos pasear por los jardines botánicos. Encontrarás un invernadero, curiosas esculturas y muchas cosas más. Están a solo 20 minutos a pie de los edificios del CBD y las vistas de la ciudad son preciosas.

La City Gallery Wellington

Ubicada en el corazón de Civic Square, City Gallery Wellington es una galería que ofrece una gran variedad de exposiciones de arte contemporáneo y de Nueva Zelanda. Su misión es inspirar y desafiar a todos los visitantes, ya sea que busquen colecciones de vanguardia locales o asistan a un evento artístico especial en sus instalaciones.

Playa de Houghton Bay

Ubicada cerca de Princess Bay, Houghton Bay es conocida por tener grandes oleajes del sur y costas escarpadas. No es una playa para nadar, pero puedes ver a los surfistas surfeando las olas.

Space Place at Carter Observatory

Planetario y museo, Space Place comparte las historias de las constelaciones del sur, tanto desde una perspectiva científica como desde el punto de vista tradicional maorí. Junto con las galerías interactivas, el observatorio también alberga el histórico telescopio Thomas Cooke.

Red Rocks Beach

También conocida por el nombre maorí: Pariwhero. Red Rocks Beach está ubicada en la costa sur entre Owhiro Bay y Sinclair Head. Además de presentar algunas de las formaciones rocosas más notables, la playa es un lugar popular para practicar senderismo, ciclismo de montaña y observación de focas.

Comer comida neozelandesa

En Wellington hay restaurantes para todo bolsillo. Desde pescado y papas fritas, el favorito de los kiwis (e ingleses) hasta un innovador (y caro) plato en el restaurante Logan Brown.

Arte en Wellington

A lo largo del puerto de Wellington es posible ver varias obras de arte. Como las esculturas Solace in the Wind (Consuelo en el viento), The Fern Ball (La esfera de helechos) y the Writers Walk (El paseo de los escritores).

Pasear por Wellington Waterfront

Tienes que pasear por su Waterfront. Un lugar en el que vasn por los locales de la ciudad para pasear o hacer deporte.

Clyde Quay Boat Sheds

Un paisaje muy pintorescos que encontrarás en el paseo marítimo de Wellington, son las casitas que se encuentran en el puerto de Clyde Quay. ¡Te van a encantar!

Transporte en Wellington

En Wellington se puede ir a todos los lados a pie o fácilmente utilizando el transporte público.

El Aeropuerto Internacional de Wellington ofrece conexiones de vuelos regulares a todas las ciudades más importantes del mundo. El aeropuerto está a 15 minutos del centro de la cuidad y a unos 90 minutos de cualquier otra parte de la región. Hay servicios de taxi y taxibús disponibles a toda hora. El acceso a otras partes de Nueva Zelanda también es fácil, a través de servicios de ferry, autobús, trenes y aerolíneas.

 

Geografía en Wellington

Wellington se encuentra al Sur de la isla Norte y, por tanto, está flanqueada por mar tanto en el Sur, por medio del estrecho de Cook, como en el Este, a través del mar de Tasmania y, en el Oeste, de la mano del océano Pacífico. Wellington tan sólo limita con una tierra firme, y ésa no es otra sino la de la región de Manawatu-Wanganui.

Se puede decir que Wellington, como buena parte de la isla Norte de Nueva Zelanda, no tiene grandes cumbres. A excepción del Este donde nos encontraremos con colinas que se abren paso por el río Ruamahanga y del Sur donde yace un valle de poca altitud, apenas hay cambios geográficos. Las ciudades nos esperan al Este, el Norte está repleto de humedales y, en la zona oriental, los bosques son los protagonistas principales.

Hay otras tres ciudades en la región de Wellington, Porirua, Upper Hutt, y Lower Hutt; y dos distritos: Kapiti Coast y Wairarapa; y varias poblaciones y villas más pequeñas.

 

Clima en Wellington

La región tiene un clima templado, sin extremos de frío o calor. Las temperaturas están por lo general entre los 9ºC y los 13ºC en el invierno y entre los 17ºC y 22ºC en el verano. Tiene mucho sol, unas 2050 horas al año en Wellington.

 

Historia de Wellington

La New Zealand Company se hizo con las tierras de Wellington en el año 1.839, dando lugar a un asentamiento europeo. Tras ser capital de provincias durante casi 30 años, desde 1.865 es la capital de Nueva Zelanda, tomando el testigo que dejó, primero Russell, y después Auckland.

Según cuenta la leyenda, el jefe maorí Kupe fue quien descubrió Wellington en el siglo X. Se sabe que a esta zona la llamaban Te Upoko o te Ika a Māui, cuyo significado es La cabeza del pez de Māui.

Mapa de Wellington

Alojamiento en Wellington

Todas las opciones de alojamiento son seguras, limpias y accesibles. Encuentra el mejor alojamiento de Wellington a través de booking, la web de referencia en el sector.


Booking.com

Galería de imágenes de Wellington

volver-nueva-zelanda